20 mar. 2010

HOMENAJE AL CAMINO

EL CAMINO MI AMIGO

Vas caminado amigo
y cada paso es un sueño,
y cada sueño un suspiro.
En cada suspiro un ¡ay!
y ese ¡ay! es un gemido.

Las penas llevas por dentro
tu corazón en un puño
en tus labios una sonrisa
en tus ojos hay un guiño.

Amigo, siempre sonríe,
sonríe siempre al destino,
que el sendero es muy largo
y el final de él, tu sino.

El que sale al camino
siempre con él llevará
sus penas y sus castigos.
Lleva amigo contigo;
lleva penas y esperanza
y que no falte el cariño.

El que camina ya sabe,
por donde va su camino.
Lo que quizás desconozca,
cuál es su final destino.

El camino es la senda
por dónde vas tú conmigo
Y si un día te marchases,
abandonando el camino
me dejas solo andando,
no te preocupes; yo sigo.
Pues el camino no sabe,
que tú no vienes conmigo.

El camino;
el camino nunca te hablará de amor
pues desconoce el cariño.
El camino solo sabe
que por él van caminando
los sufridos peregrinos

Detente para mirarle un momento;
el camino es tu amigo.
Detente a contemplarle aunque no seas;
no seas ya un peregrino.
Detente aunque tú no vengas a caminar;
a caminar ya conmigo.

Se tú libre caminante
de hacer alto en el camino
o de seguir caminando
hacia tu final destino.

Caminante es la senda tu camino.
Caminando has de encontrar tu destino.

No te detengas amigo
que la senda es muy larga
y muy penoso el camino.

El camino es la senda
y la senda es el camino,
ambos son la misma cosa
y ambos son tus amigos;
amigos del peregrino.

No hay comentarios: