10 sept. 2012

MIS DESEOS NO CUMPLIDOS

QUISE

Quise coger un lucero en una noche nublada 
y pretendí ver la luna en las noche muy cerradas.
Intente coger la lluvia con mis manos enlazadas, 
pero la lluvia corre, corre entre mis dedos se escapa 
no puedo yo retenerla, la lluvia nunca se para. 
La lluvia, se quedó junto a mi cuerpo pegada 
se ocultaba en los pliegues de mis ropas empapadas.

Quise acercarme al sol volando con mi cometa de plata, 
pero mis alas ardieron con el fuego de su alma,
el amor impetuoso cuando ama, no da vida; 
más bien mata.

Quise detener al tiempo en el reloj de mi casa 
y para ello no quité las hojas del almanaques 
que en la pared colgaban, 
no di cuerda a los relojes para que no caminaran, 
pero el tiempo no se detiene, como no se para el agua 
que corre bajo el puente ajena a lo que pasa. 
Yo me quede mirando las manecillas paradas 
en la esfera del reloj que las horas ya no marcan. 
Miré aquellos almanaques que las hojas no quitaran, 
pero el tiempo siguió caminando, 
el tiempo no se detiene; nunca se para 
aunque el reloj no camine y las hojas de los calendarios 
no se descuelguen por nada.

Quise soñar una vida en que no fáltese nada. 
Vida de sueños cumplidos, de amores correspondidos, 
de felicidad lograda, de enfermedades curadas, 
de hambrunas desterradas, de guerras cambiadas 
por una paz perpetuada, 
de un mundo solidario, donde los ricos siendo muy ricos
y los pobres lo son mucho más, llenos de felicidad.
Pero cuando desperté, la vida era la misma, 
el mundo no había cambiado, los ricos eran más ricos,
y los pobres de penurias inundados, los cañones y las bombas
cantaban sus tristes cantos, cantos con melodías de muertes,
cantos de lutos y llantos, de pueblos masacrados
y mientras tanto; la industria de las armas generan 
cada vez más y más riquezas para unos pocos, 
para unos cuantos.

Quise un día cogerte para ti yo una estrella 
que iluminara tu casa con su luz y su belleza, 
pero cuando yo cogí la estrella más bella. 
La estrella se apagó a comprobar tu belleza.

Quise, soñar y soñé un mundo de felicidad completa, 
pero mi mundo duró hasta que yo desperté
y mi utopía mil y un pedazo se hiciera.



1 comentario:

Eva Margarita Escobar Sierra dijo...

Hola Rodri:

"MIS DESEOS NO CUMPLIDOS" Es muy
hermoso.
El anterior y este, te los contestaré.
Porque vale la pena seguir el paso de un gran poeta. Espero no te desagrade.

Un gran abrazo de tu amiga de américa,
Eva.