22 may. 2015

DICEN QUE ME OLVIDASTE...


 ... MAS YO, NO PUEDO.
Dicen que me olvidaste, mas yo no puedo. 
No puedo olvidarte aunque lo intento.
Cada noche tú vienes a mí en recuerdos 
y yo disimulo y hasta intento, 
intento soñar sueños, otros sueños,
sueños muy distintos de los que yo sueño.

Busco en el vacío de mis negros sueños
esa alegría que echo de menos.
Mas solo encuentro, encuentro en mis sueños 
las penas gravadas de mis desconsuelos 
en las noches largas llenas de congojas
y eternos desvelos.

En las noches tibias en las que no duermo
intento soñar, mas soñar no puedo.
Solo las pesadillas acuden a mis sueños 
y con ellas vienen vacíos eternos, 
grandes soledades, tristezas, temores y miedos.

Busco en la melancolía de mis desconsuelos, 
busco una ilusión que me de consuelo, 
donde poder asirme y salir del pozo 
en el qué me encuentro. 
Mas yo solo encuentro, encuentro el vacío 
de mis negros sueños.

En las dilatadas horas de mis largas noches,
esas horas lentas que nunca se encojen, 
son toda la herencia que dejó en mi vida,
el adiós traidor de tú despedida.

Amores que mueren mas nunca se olvidan, 
amores que quedan gravados en tu vida.
Nunca se olvidó, nunca se borró un amor pasado. 

El antiguo amor siempre está a tu lado.
Convive callado silenciosamente, 
mas nunca borrado siempre está latente. 
Se hace presente en las noches largas 
cuando tú intentas dormir; él no calla.

1 comentario:

Eva Margarita Escobar Sierra dijo...

Hola mi querido amigo:

¡Que hermoso estas escribiendo! Parece, que en cada palabra, buscaras consuelo por algo perdido, pero, que lo tienes.

Sueña, sigue soñando. Goza de la felicidad que te ha dado la vida.

No dejes, que algo, talvez imaginario, te robe el sueño.

¡Sueña… y sonríe mientras duermes!

Un gran abrazo de tu amiga Eva